Lydmar1.jpg

Este año 2012, entre los hoteles nominados en el listado de la World Travel Awards, está el Hotel Lydmar, que se ve junto al paseo marítimo de Estocolmo, junto al puerto, con un puñado de sombrillas que protege a los visitantes que se sientan bajo ellas a tomar café expreso sueco, ataviados con ropa elegante y una actitud de relajo que de seguro refleja lo que este ambiente casi de ensueño proporciona a cualquier mortal.

Para entender por qué este hotel ha sido nominado como uno de los mejores del año a nivel global, yo creo que debemos inspeccionar sus interiores, su ambiente y servicio apenas se pasa por la puerta de entrada. Revisando sus atributos externos, hay que mencionar que este hotel está a pocos pasos de Skeppsholmen, la isla de los museos de Estocolmo y el Museo Nacional está justo al lado.

El Lydmar, tiene espacios para todo tipo de cosas, como muestras de música en vivo, ofrece la posibilidad de pasear a través de ambientes decorados con muestras de arte contemporáneo y ver exposiciones únicas, que rotan con regularidad, haciendo que el paisaje ( y de paso, los días de estadía en la ciudad) deje de lado la monotonía.

El Lydmar no es grande, sino más bien, pequeño, con sólo 46 habitaciones muy amplias, que conservan un ambiente muy cómodo, tanto así que los visitantes consiguen sentirse al poco rato de llegar, como si estuvieran en su propia casa. Es por esto que casi todos los que llegan, regresan una y otra vez.

Vía/ Time